Translate

jueves, 10 de julio de 2014

16- LA “MEDITACIÓN-CIMIENTO”


Amados discípulos de la Vida:
                                                 Mantened vuestra vista fija en el rumbo espiritual. El rumbo espiritual es el Sendero de la UNIDAD DE LA VIDA. Éste, es el verdadero “rumbo espiritual”, no hay otro.
Vuestro caminar puede ser particular, diferente al de otros hermanos, vuestra forma de viajar y los ‘parajes’ donde tomar descanso interior podrán no ser los mismos que los que otros hermanos toman…, pero entended que la meta, es para todos la misma: LA CONCIENCIA DE UNIDAD.

Trascender las limitaciones, las separatividades, las ilusiones y los espejismos es tarea de todos los peregrinos, ya que no podéis encontrar la Verdad vibrante de la ‘Vida Una’ si vuestras mentes conservan confusiones y separatividades de todo tipo. Es necesario entonces superar la separatividad, en todos los planos y áreas de la vida, para llegar a la Unidad.
La base de esta comprensión es la siguiente: vais por la vida como “sujetos”, rodeados de “objetos” y de “otros” seres…Veis todo con esta óptica: “yo, y lo demás”. Esto, es consciencia dual, y debéis trascenderla, superarla, con “conciencia de unidad”.

 ¿Cómo hacerlo?, podrá ser la pregunta de quienes apenas estén comenzando.

Ahondad en el estudio, en el conocimiento de sí mismo, en la naturaleza del “yo”. Profundizad en la palabra “YO”. Llegaréis a trascender así la noción del yo personal, psicológico, y veréis que existe una AUTOIDENTIDAD que trasciende las fronteras y limitaciones de la mente condicionada. Veréis que el verdadero YO, el SER, es mucho más, mucho más que vuestros particulares deseos, proyectos, profesión, nacionalidad, emociones, ideas, etc.; todo lo cual es ilusión y limitación Veréis que el verdadero YO es inmortal, eterno e infinito, sin limitaciones. Entonces, cuando digáis conscientemente “YO SOY”, ya no será con identificación meramente personal, sino con comprensión de algo muy superior y trascendente, mucho más amplio que vuestro propio círculo de atracciones y repulsiones, afectos y odios, deseos y aversiones. Veréis que cada vez que digáis con consciencia “YO SOY” vuestro corazón estará palpitando cada vez con más fuerza en la Unidad de Vida, y dejaréis así de emplear la palabra ‘Yo Soy’ para hacer referencia a ilusiones y espejismos.

Esta lección no es nueva, como los alumnos versados podrán ver, pero lo será para muchos que han llegado a estos escritos y que recién comienzan el Sendero interior. Es nuestro deber señalar una vez más este Sendero, el que toda alma humana debe recorrer, siendo ese Sendero el Retorno al gran “Hogar”, del cual todas las cosas han nacido.
Ahondad en esta lección: el “YO SOY” debe ser abordado con nueva comprensión, y así vuestra vida cambiará rotundamente, radicalmente, pues estaréis saliendo del plano de la limitación y reencontrando una Fuente inagotable de Sabiduría de la Vida.

LA MEDITACIÓN EN EL “YO”
ES LA PRIMERA PARA CUALQUIER ESTUDIANTE,
ES “EL CIMIENTO”.

Ahondad en esta clave, y relacionad todas las transmisiones que hemos entregado, que enhebran nuevos y simples aspectos del Conocimiento. Una vez más os decimos: Sed dóciles al “llamado interior”.

Nuestra Paz es vuestra.


                                                 Concilio de ERKS







No hay comentarios.:

Publicar un comentario