Translate

martes, 3 de septiembre de 2013

2°- LA CLARIFICACIÓN: el primer paso.


            El Sol proyecta instrucciones a los discípulos del mundo. Cuando hablamos de “Sol” hablamos del aspecto “Sabiduría” de la Vida universal, y cuando hablamos de “discípulo” no nos referimos a ‘personas’, sino a “almas”.

            Discípulo es el “Ego”; no el ‘ego’ personal, limitado y transitorio, sino el Ego álmico, quien es el verdadero “estudiante”, y quien tiene la posibilidad de trascender… Los que estudian pueden entender estos conceptos. El ESTUDIO es de fundamental importancia en el sendero de GÑANA, y es parte de la energía que hará posible “tensar el arco” para que la verdadera meditación llegue…, (conceptos vertidos en la anterior entrega).

            El estudio, para el discípulo, no solo es actividad intelectual, sino además autoobservación, estado de alerta, reflexión, discernimiento, y la docilidad ante los cambios. ESTUDIO es todas estas cosas, no solo una. Todas estas ‘herramientas’, combinadas, van produciendo un ‘despejamiento’ y ‘despojamiento’ en la mente; siendo el primer paso para que la meditación llegue.

            El plan para los Egos-almas es llevarlos hacia la Unidad trascendente, como se ha dicho, y esto requiere de un esfuerzo progresivo en dirección a la CLARIFICACIÓN.

            Esta es la primera parte del sendero interno. Este camino esforzado hacia la claridad, hacia la comprensión, requiere de concentración en el estudio. El estudio concentrado y perseverante lleva a la adquisición de conocimientos, lo cual es necesario; pero también trae aparejados nuevos problemas que comienzan a evidenciarse en el estudiante, como la soberbia.

            La vanidad y el orgullo por el saber adquirido es un elemento clásico que conforma los “egos de barro” de los estudiantes. Cuando el chela se siente seguro de ‘sus conocimientos’ y cree estar en todo su derecho de “defender una verdad”, muchas veces descalificando las verdades de otros, no ve en sí mismo su ego henchido de ‘soberbia intelectual y espiritual’ (aunque parezca contradictoria la frase…). Otros estudiantes se muestran por fuera silenciosos y modestos, siendo esta conducta un armazón ficticio que esconde una soberbia oculta tras máscaras y modismos.

A sí mismos se engañan, de muchas formas y maneras, los principiantes, y aún algunos que ya han ‘pisado’ el Sendero. Es por esto que se hace necesario advertir una vez más sobre estos temas, que son tan antiguos como el hombre mismo… Aquí solo estamos volviendo a aflorar una enseñanza sobre AUTOCONOCIMIENTO que el ser humano habitualmente sepulta en el olvido, y es por este motivo que se precisa cada cierto tiempo y por diferentes medios que estas “perlas” imperecederas sean desempolvadas nuevamente…

Nuestra labor es ofrecer instrucciones y reavivar enseñanzas para los espíritus sanamente ‘inquietos’.

Reconsiderad todo lo que creéis saber como ‘cierto y verdadero’; porque una cualidad importante del verdadero estudiante es esta:

Abandonarlo todo a cada instante; soltar las seguridades,
Y atreverse a decir una vez más: NO SÉ.

El estado de “no saber”, es un estado de inocencia, de humildad verdadera, no ficticia. El estado de “no saber” es un estado de “no-pensamiento”, de “no-mente”, y esto en sí mismo, ES MEDITACIÓN.


 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario